135




Hace más años de los que quisiera, hice un máster en la Politécnica de Catalunya... tenía el pretencioso nombre de "Arquitectura de Espacios Efímeros"... al comenzar nos daban la opción de hacer la especialización en escenografía, en museografía o en artesanía... como yo venía de hacer escenografía -y los museos me dan sueño-, me decidí por el de artesanía, a ver si resucitaba todo lo que me gustaba hacer antes de graduarme de arquitecto.

Tuve muchas quejas del nivel del máster, pero al menos aprendí a hacer serigrafía y a pintar en seda, ( como pueden ver en la primera foto, a bordar no enseñaban : ) también conocí muchos talleres de "artesanos" barceloneces y juré que algún día viviría como ellos (si, como Scarlet O´Hara en lo Gone with the Wind) al terminar el máster, se acabó el espejismo (y el dinero) y me tuve que trabajar como "arquitecto" para pagar el alquiler.

El trabajo en los despachos de arquitectura ha sido una para mi una experiencia frustrante y cada día que me levanto doy gracias la providencia -y a mi chicomanageresposo- por no tener que volver al mundo del ladrillo... no es que la tela sea fácil ni que la gente sea más nice, pero al menos tengo la esperanza de poder vivir de lo que realmente sale de mi cabeza -y a veces hasta de mis manos- y no de una ordenanza urbanística y una calculadora.

Ahora estoy esperando al artesano que me va a hacer el tejido de punto para la colección del año que viene... estoy buscando alguna empresa que haga bordados en prendas textiles pero no encuentro nada de nada... ya me veo yendo a Lagartera a hablar con las cuatro viejitas que deben quedar haciendo manteles... ¿alguien conoce un sitio donde hagan bordados a máquina?

8 comentarios:

mer dijo...

eso si que es meterse en cosas complicadas... me informaré a ver si alguien sabe lo de los bordados.
lo de arquitectura no me extraña, yo creo que sigo sin terminar la carrera por esa razón, es descorazonador! tanta creatividad para al final nada..

Alicia dijo...

Leyendo tu entrada me siento algo identificada, aunque yo estudié Bellas Artes, pero a veces tardas en orientar tus pasos y en descubrir lo que verdaderamente te llena.
Ahora me dedico al diseño gráfico publicitario puro y duro, cuando estudiaba era mi sueño y sin embargo quema, la creatividad en muchas ocasiones se deja a un lado y lo que cuenta es ser resolutivo y práctico.
A veces hay destellos de creatividad y hasta te emocionas pero cuando hay presión y poco tiempo apenas se dan ya esos destellos...
Gracias por escribir tu mensaje en el blog, me has permitido descubrir el tuyo y tu trabajo, esta será la primera de muchas visitas.
Feliz fin de semana

Bea dijo...

Jajajá... yo acabo de hacer unas fotos a mi bastidor también... quién da más??? Bordar, bordar, bordar sin parar... bordar otra vez y vuelta a empezar...

Raquel dijo...

Me gustan mucho tus diseños, tus proyectos, tus dibujos... y tu historia. :)
Gracias por hacerte seguidora de mi blog, yo a partir de ahora no pienso perderte la pista.

Un beso.

Caterina Pérez dijo...

Merche, que forma tan linda y sincera de contar tu historia...

en cuanto a lo de los bordados, lo siento pero no puedo ayudarte (sé de una señora en sabadell que lo hace, pero con esta información no te soluciono nada...). No sé qué es exatamente lo que necesitas (si és algo muy industrial) pero Bernina tiene una linea de máquinas-ordenador que bordan de forma fantástica.

La Condesa dijo...

Grosso quiero verte. ¿Nos hacemos un desayuno de esos el lunes que es fiesta? Venga anda, llámame!

BEsos

estálindísimo lo que estás haciendo

zit... dijo...

me encanta el bastidor y el bordado!
yo tambien hice bellas artes y aunque creia que no habia hecho una buena eleccion porque al final lo que me gusta es la moda, creo que ha dejado unos posos interesantes en mi cabeza que me hacen ver las cosas de otra manera, todo sirve para algo!

por cierto,eres autodidacta o has hecho algun curso?
yo quiero aprender!
algun libro de patrones, bordados, estampacion para empezar yo solita que sea recomendable?
gracias!

zit :D

Lucía dijo...

yo tambien espero no tener que volver nunca al mundo del ladrillo y tampoco tener que leer normas urbanisticas... aunque a veces las eche un poco de menos...pero poco.
Un beso y muuucho ánimo!